martes, 23 de julio de 2013

Las elecciones del PAC, sus luces y sombras.

Han pasado 48 horas desde las elecciones que efectuó el Partido Acción Ciudadana para escoger su candidato. Un período que ha sido, de alguna manera, vertiginoso y que para mí que he tratado de seguirle el paso, me ha llevado a concluir ciertos aspectos que quiero compartir.

LAS SOMBRAS DE LA ESTADÍSTICA

El primer elemento que me llamó la atención, el mismo
Hay que reconocer que el PAC ha revoluciona-
do muchas cosas, entre ellas, el no anunciar re-
sultados de votación con números absolutos y
solo con datos relativos.
domingo 21 de julio, se da al momento en que se dan a conocer los datos preliminares de la elección. Las vi por Canal 13, en un avance noticioso. Se hizo la usual puesta en escena para estos casos: el Tribunal de Elecciones Interno al completo en una mesa, flanqueando a su nuevo Presidente. E inició el ritual, que en buena medida se espera estándar; se anuncian los votos recibidos por cada contendiente y se ponderan en términos porcentuales. Sin embargo viene la primera sorpresa, solamente se brindan datos porcentuales, sin mención alguna a los datos absolutos (votos recibidos).

Poco le duró a Mendoza la alegría del triunfo.
De hecho fue candidato 1.0 por menos de 12
horas.
Y comienzan los levantamientos de cejas. La pregunta era inevitable, ¿porqué en el PAC obvian este dato? ¿Sería que la cantidad de votantes fue muy por debajo de los 20 mil que esperaban, según declararon a la prensa? Si bien la periodista de Canal 13 pasó por alto el detalle, en Canal 11 no lo dejaron pasar. Al preguntarle a Juan Carlos Mendoza, hasta ese momento ganador provisional (versión 1.0) el porqué, la respuesta fue elusiva, algo así como “es una decisión de las autoridades del partido.”

Al día siguiente cambia el panorama. Se anuncia que al
Ahora hay un ganador (no oficial) que lo
logra en "photo finish". 
finalizar de contabilizar las actas de cierre, tenemos un ganador provisional (versión 2.0). Ahora el ganador se llama Luis Guillermo Solís con una diferencia de tan sólo 72 votos sobre la versión 1.0. Y ahora sí se dan números absolutos, un poco más de 23 mil votos recibidos. Con un final de “photo finish”, se olvida el detalle de los datos relativos del domingo. Aún no hay ganador oficial, y será hasta el sábado que habría ese ganador.

NO TODO ES COLOR DE ROSA INTERNAMENTE

Lo anterior parece no haber pasado desapercibido a la aspirante Epsy Campbell. Señalada como la ungida de Ottón Solís, resultó la gran perdedora (al menos hasta ahora) en las urnas. Fue relegada a un tercer lugar con poco menos del 25% de la votación. Según el Diario Extra, ella se esfumó [1] (sic.) en la noche del 21 de julio. Comprensible, fue definitivamente su Noche Triste.

Al igual que Hernán Cortés,
pasada la noche triste de la
derrota, Campbell carga pa-
ra dar una última lucha. La
pregunta es, ¿saldrá el PAC
más herido?
Pero al igual que Hernán Cortés, después de llorar con amargura la derrota, decide volver al campo de batalla. El día martes en horas del mediodía, se presenta al Tribunal de Elecciones Internas del PAC y solicita una serie de informaciones que, bien vistas, apuntan hacia un sólo y único elemento: se cuestiona la transparencia del proceso. Esto se puede verificar al leer el facsímil de la nota, que ya circula en la web. [2]. ¿Cómo entender esta actitud? Solo veo dos posibles vías: la primera que tiene suficientes elementos para creer que hay irregularidades o bien galvanizar a sus seguidores y de paso sembrar dudas y sombras en la legitimidad de quien haya triunfado. Cualquiera de los dos aspectos, el daño está hecho.

Y como las desgracias nunca llegan solas, ya hay voces desde la fracción legislativa que descalifica tanto a Mendoza como a L.G. Solís (vale la aclaración, este no tiene cuenta de la Telefónica Celestial). Lo más significativo es que estas voces de recriminación salen de quien opera como agente político de Ottón Solís, Manrique Oviedo. Primero trata a ambos de “irresponsables”, para rematar con la siguiente frase:
No tienen el conocimiento profundo de los problemas nacionales, ni la solución a los mismos”[3]
Por si no bastara esa joya de descalificación, Jeannette Ruiz, otra agente del “ottonismo” se deja decir:
Juan Carlos promovió la división interna de la fracción durante la discusión fiscal. Ese es un tema infranqueable. Él votó el 208 bis (norma del Reglamento) , pero cuando vio que la gente estaba en contra se quitó y boicotea el plan fiscal”[3]
Sinceramente, para quienes hemos vivido un proceso de
Esta imagen, tomada del sitio web de Teleno-
ticias, demuestra que las tensiones se han a-
gudizado en el PAC. Proviene de la página de
Facebook del diputado Jorge Gamboa.
división partidaria, espero que no tengan que pasar por ese calvario, pero pareciera que le han llegado los idus de marzo al PAC.

LA PIFIA DE LAS ENCUESTADORAS

El triunfo de Campbell se daba por un hecho, derivado de la información que brindaban las encuestas. Pero sucede lo contrario absolutamente. Y eso sí que ha sido un verdadero varapalo para quienes creen a pies juntillas que un dato cuantitativo es inapelable. Según las encuestas, a ella la apoyaban entre un 6 y un 4% de la población cuestionada al respecto... ¡y ganó una persona que ni siquiera llegaba al 0,5%! La pregunta es, ¿falló la encuesta?

Personalmente creo que sí y no. Si a las encuestas se les da valor predictivo, de entrada siempre fallaran, porque es imposible inmovilizar la realidad. Las encuestas sólo tienen un valor diagnóstico para un momento específico, sirve para “congelar” la realidad en un momento, pero la Historia jamás se detiene.

Por otro lado, lo que sí es cuestionable es que miden realmente estas encuestas. Porque si la pregunta es algo así como ¿quién cree Usted que ganará la coalición del PAC?, no entrará a jugar tanto la información que haya recabado la persona (que además debe ser muy baja o nula) y lo que realizará será una simple asociación: PAC = Ottón Solís, entendible desde la perspectiva de la exposición mediática. Supongo que si la persona que administra la encuesta es sagaz le señalará los nombres de quienes aspiraban a la candidatura y entonces vuelve a jugar el proceso de asociaciones. PAC = Epsy.

Ahora bien, el grueso de esas personas, suponiendo que realmente midió la capacidad de evocación y asociación, no fueron quienes llegaron a votar. Es muy probable que se haya movido básicamente convencidos(as) del PAC. Incluso llama la atención que la cantidad de votantes, al menos la manifestada, sea muy similar a la de las elecciones pasadas.

MI CONCLUSION.

Parece que la lucha por establecer hegemonías en el PAC, más que cerrarse, se abre y recrudece. El cómo se resuelva marcará mucho de lo que pueda pasar en el futuro en ese partido. Y de una u otra manera, puede que la resolución de este rifirrafe, marcará un quiebre en el desarrollo de la campaña electoral.

REFERENCIAS




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cualquier persona puede opinar. Sin embargo, como en algunos casos no aparece el nombre del usuario, se solicita que estos sean firmados para que cada quien acepte la responsabilidad de sus palabras.